Que…¿Qué te diría si esta noche me haces una propuesta indecente? Diría: vete a hacer puñetas Romeo Santos

la foto (35)En esta España de datos, muchos… en esta España que nos ha tocado vivir en la que hay una tasa de desempleo de casi el 25%, de un 65% de rupturas de parejas, de un crecimiento en la venta de coches del 17,8%, con previsiones de una subida de las temperaturas de entre cinco y ocho grados y cuando -según los datos del CIS- Podemos, junto al PP y al PSOE se sitúa a el podio de las estadísticas de intención de voto directo con un 22,5% era de esperar que yo no estuviera en los primeros puestos de la lista Forbes -ni en los últimos-, que no me dedique profesionalmente a lo que estudié en los noventa o que mucho menos cobrara por ejercer dicha profesión; pero eso sí, contra todo pronóstico trabajo ocho horas diarias en turno partido que me parte el día a su vez para conseguir también contra todo pronóstico un salario digno, aunque no tan tan súper digno como para poder tener servicio doméstico que se ha convertido en mi sueño especialmente a las ocho y media de la tarde, cuando me duelen los pies, la melena, los dientes y aún así me queda por delante la cena, el paseo de la perrita, la colada e incluso la plancha…

Y es que yo ya no sueño con viajar o con un Birkin (Ya os cuento mañana que es eso)… No, sueño con poder contar con alguien que me ayude un poco, que no necesariamente tenga nombre masculino o que me haya puesto un anillo en el dedo; sueño con alguien que  siempre me sonría y que cuando acabe de ayudarme, se vaya a su casa para que yo pueda campar a mis anchas en la mía… Sueño con eso y con que alguien, un alguien de gran corazón, me grabe en un pendrive música por favor, pero música que no sea -por Dios-, ni Jennifer López, ni Britney Spears y mucho menos, óiganme bien, Romeo Santos…

¿Hay derecho a que tenga en un pasillo un hilo musical con canciones que ya tarareo mientras me duermo, música de DJ de piscina de verano por la parte de atrás y lo peor: dentro de la tienda donde trabajo una carpeta de salsa? ¿A quién le puede importar ya un convenio laboral después de un día pararse a escuchar qué dicen las letras? ¿Hay derecho a escuchar una y otra vez ‘una propuesta indecente’ u otra peor que dice ‘ayer pedí que te murieras‘?

‘Ayer pedí que te murieras’ ¡¡ tócate las narices!! Anda que pidió que lo olvidaras o que lo recordaras, no; pidió que la endiñaras y cosas no tan tan peores pero que debieron dejar al muchachito a gusto como que se te cargara la tristeza, que todo el mundo te olvidara, que tu belleza se acabara, para que nadie te quisiera… Olé, quien quiera que sea la destinataria de la canción no veas, tiene que estar jodida… Claro que yo no sé que pedirían para mí. Doy gracias a Dios hoy más que nunca, después de escuchar esto, por no haber tenido jamás un novio compositor…

Pero claro endiñarla o querer que alguien la casque, ponerle unos acordes puede quedar hasta bien- y os recomiendo que no la escuchéis muchas veces que engancha, a mí hasta me gusta ;)) y después de tres meses no es que me guste, es que me encanta-; lo de Romeo Santos sí que ya no tiene nombre a pesar del que tiene que es  todo contundente… Atentos:

‘Que dirías si esta noche te seduzco en mi coche; Que se empañen los vidrios si la regla es que goces; Si te falto al respeto y luego culpo al alcohol; Si levanto tu falda, me darías el derecho; A medir tu sensatez, poner en juego tu cuerpo… Si te parece prudente, esta propuesta indecente’.

Me seduce en su coche -tiene más de treinta y vive con sus padres, deduzco- me falta el respeto y me incita a beber alcohol… no veas como es el Romeo éste!! Me pone que no veas, a mí y a todas claroooo…  Levanta mi falda… ohhhhhh, ¡¡Qué cacho de propuesta indecente Romeo!!, ¡¡Qué tentador!!, en serio tío, cómo te lo curras… Pero la respuesta es NO porque yo no bebo Martini y no me malinterpretes, podría hasta beberme uno o media docena, es más que no estoy para coches, que mira que  tengo una edad en la que empiezo a perecer un mecano y lo de levantarme la falda es que es lo mejor, en serio… Si tienes narices ven y me la levantas a ver qué pasa!!!

Dicho ésto y después de haber osado a meterme en mi post de hoy- haciendo amigos, ya sabéis- con uno de los reyes de la bachata y de otro de los grandes yo os haré una propuesta a todos los indignados que andáis por aquí leyendo para luego mandarme mails de lo más elocuentes: Abriros cuenta en Meetic ;)), conoced a una chica/o e iros todos a bailar estas letras o mira mejor, veniros todos a mi tienda que yo os la pongo y os doy al repeat…

Feliz martes; ahora sí, una nueva canción que añadir a nuestra banda sonora y unas gracia inmensas a mi madre por enseñarme a reinventarme tantas veces sin haber caído en la tentación de olvidar quien era y de reírme de mí misma todos los días a carcajas porque la vida siempre, siempre, siempre tiene su puntito aún en los tiempos más grises… y como sé que me estás leyendo, un ‘venga vamos, que ya estamos a un pasito, solo uno’.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario