Donde duermen los libros: cinco títulos de obligada lectura para esta semana en la que el frío se ha colado a codazos

 

1Qué mejor manera que comenzar la semana dándonos un baño entre las letras de los libros que este lunes proponemos desde AntonioMeQuiere. Nos colamos como todas las semanas en las librerías para llevarnos un total de cinco títulos, mientras pido de corazón a mis amigas que por favor no alarguéis más la saga Valeria, que el mundo de las letras debe continuar a pesar de ese Víctor que ha cautivado a la población española convirtiendo a Elisabeth Benavent en una de las sorpresas de este año que está a las puertas de su final.

El regreso de Reginald Perrin: De entrada como veis la ilustración elegida por la editorial Impedimenta no puede ser más sugerente para esta novela escrita originalmente en 1977. Unas ilustraciones que abren paso a las aventuras de Reggie en una mezcla de los absurdo con lo irreal, el sentido del humor y alguna que otra pincelada de amargura que se intuye entra las líneas de la prosa de David Nobbs. De nuevo, otra historia basada en la creación de lo extraordinario a partir de lo que parece inútil. Una oportunidad única de leer a un autor pretérito que no siempre fue fácil encontrar en las librerías españolas.

2“Hay ciertos libros -muy pocos- que nos dejan con la sensación de haber tocado un fondo del cual no podemos y no queremos salir siendo el mismo lector. Del color de la leche es uno de esos libros”. Con este prólogo de Valeria Luiselli se presenta Del color de la leche, el nombre elegido para ese año en la vida de una joven de quince años en la miseria rural de las granjas inglesas de 1830. Precisamente será el color del pelo de la protagonista –Mary- el que da título a esta novela protagonizada por un personaje atrapado en el momento y las circunstancias que le tocaron vivir, encontrando como única salida a ese cautiverio la palabra escrita.

Mientras pueda pensarte: Si digo que esta novela es emotiva y sobrecogedora ya tengo una cosa segura: será mi amiga Noelia Mendoza la primera que se decante por esta recomendación. Como se que estás leyendo esta reseña, aprovecho para mandarte un beso y decirte una vez más las ganas que tengo de verte. Dicho ésto, seguimos con la reseña de lo último de Inma Chacón, que en esta ocasión da vida a un publicista que un buen día descubre que lo que el creía su vida no era más que el producto de una mentira. Con la entonación en voz alta de un pensamiento -‘no se quien soy’- se da el pistoletazo de salida a la angustia y al suspense en una novela de vidas paralelas que buscan sin descanso el hallazgo de la verdad. Madres a las que robaron un hijo, hijos que buscan su identidad y la espera de que esas búsquedas lleguen a tocarse.3

4El beso más pequeño: nuestra cuarta propuesta de amores con mujeres invisibles, inventores solitarios, imaginaciones desbordadas, el beso más pequeño jamás dado y un extraño detective. ‘El beso más pequeño’ combina una receta en la que la poesía llevada a la prosa y cierta extravagancia encierran una historia de amor destinada a aquellos que lo buscan y que lo tienen más cerca de lo creen. Eso sí, aviso a navegantes: en este caso hace falta aprender la melodía en re menor de un pulmón femenino, la memorización de la historia de ese beso más pequeño y la reproducción del sabor de ese tipo de besos a través de bombones de chocolate.

5Terminamos las propuestas literarias de la semana con ‘La primera vez que no te quiero‘. Título que apareja la transición española a una transición personal; al aprendizaje de toda una generación que se dispuso a cambiar el país en la década de los ochenta. Lola López Mondéjar salda así, según sus propias palabras una deuda pendiente con su generación en un magnifico retrato de aquellos jóvenes y las dificultades con las que crecieron hoy, según la autora, ‘amenazados por la cultura totalitaria, neoliberal y conservadora.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario